Libertad

No he encontrado mejor adagio para definir lo que estamos viviendo:

“Supera el miedo y observa maravillado cómo se transforma tu mundo.”

                                                                                                         Esquilo

Cada día que pasa es un día menos para encontrarnos con nuestra anhelada libertad, aquélla que nunca se nos debió arrebatar. Aquéllos quiénes se postularon como nuestros “tutores”, durante los últimos 13.000 años y sus actuales descendientes saben que no hay más nada que hacer. Cuánto más pataleen, más removerán las arenas movedizas en las que se mueven. El mundo ha decidido finalmente hacia dónde quiere caminar y no es otra que su propia libertad. Hemos crecido como humanidad, hemos aprendido de nuestros propios errores, ya somos adultos…¡ya no necesitamos más “tutores”!

El siguiente poema de Leyden Figueredo, resume extraordináriamente este sentimiento:

Por esta Libertad de canción bajo la lluvia
habrá que darlo todo.
Por esta Libertad de estar estrechamente atados
a la firme y dulce entraña del pueblo
habrá que darlo todo
Por esta libertad de girasol abierto en el alba de fábricas
encendidas y escuelas iluminadas
y de esta tierra que cruje y niño que despierta
habrá que darlo todo
No hay alternativa sino la libertad
No hay más camino que la libertad
No hay otra patria que la libertad
No habrá más poema sin la violenta música de la libertad.
Por esta libertad que es el terror
de los que siempre la violaron en nombre de fastuosas miserias
Por esta libertad que es la noche de los opresores
y el alba definitiva de todo el pueblo ya invencible.
Por esta libertad que alumbra las pupilas hundidas,
los pies descalzos,
los techos agujereados
y los ojos que deambulan en el polvo
Por esta libertad que es el imperio de la juventud
Por esta libertad
bella como la vida
habrá que darlo todo
si fuere necesario hasta la sombra
y nunca será suficiente

Leyden Figueredo Portuondo

Besos y abrazos,

Convergencia Armónica

¿Por qué las elites mundiales necesitan la guerra prefabricada de Siria?

En el artículo titulado ‘¿Qué se puede esperar en la siguiente etapa de colapso?’, el analista estadounidense Brandon Smith explica por qué la élite mundial necesita la guerra en Siria y vaticina un inevitable colapso global a consecuencia de ello.

El artículo de Brandon Smith, publicado en el sitio SHTFplan Editor, augura un caos en su país y hasta un posible totalitarismo. Puede parecer muy polémico, pero ¿quién de los ciudadanos de la entonces próspera y creciente Europa, de hace justo un siglo, hubiera podido pensar que el asesinato de un príncipe heredero austriaco conllevaría el tremendo cataclismo de la Primera Guerra Mundial?

A continuación les ofrecemos fragmentos de este artículo.

Los bancos buscan “algo grande” para cubrir el colapso del dólar

“…. La crisis financiera no es un evento que ocurre en una situación de calma o vacío político. Los bancos centrales y los organismos financieros internacionales que causaron nuestro colapso actual, que sigue evolucionando, no permitirán que la destrucción de la economía de EE.UU., o del dólar, o de los mercados mundiales, no sea cubierta por un acontecimiento que oculte su culpabilidad”, señala Brandon Smith y sugiere que este acontecimiento es la crisis en torno a Siria.
“Necesitan algo grande. Algo tan grande que los ciudadanos comunes se sientan abrumados por el miedo y la confusión…”

“Las elites necesitan un apocalipsis fabricado. Entra Siria…”

“El pacto de defensa mutua entre Siria e Irán, sus fuertes vínculos con Rusia, la base naval rusa en sus costas, el avanzado armamento ruso en su arsenal, su proximidad a vulnerables rutas marítimas de petróleo, hacen de esta nación un catalizador perfecto para una catástrofe global. La guerra civil en Siria ya se está extendiendo a los países vecinos como Irak, Jordania y el Líbano, y al examinar los hechos de manera objetiva, toda la guerra es producto de la acción encubierta por parte de los EE.UU. y sus aliados.

La insurgencia siria, una organización de monstruos entrenados por EE.UU.

EE.UU. entrenó, armó y financió a la insurgencia a través de agentes de Al Qaeda  Arabia Saudita está enviando el dinero y armas. Israel ha ayudado a los rebeldes con bombardeos aéreos dentro de las fronteras de Siria (a pesar de que esto significa que el Gobierno israelí está ayudando esencialmente a sus enemigos mortales). Hoy en día esta guerra no podría tener lugar sin los esfuerzos urgentes de Occidente. Punto.

Al examinar brevemente a la insurgencia siria, veremos que se trata de una organización de monstruos. Amorales vampiros y desdichados asesinos cuyos crímenes han sido ampliamente documentados, incluyendo las ejecuciones en masa de soldados prisioneros, torturas y decapitaciones de inocentes civiles, mutilación y canibalismo, y la implantación de la tiranía religiosa entre la aterrorizada población.

EE.UU. creó y liberó estos demonios, y ahora están pidiendo a la Casa Blanca que los apoye con sus fuerzas armadas.

Pero ¿cuál es el objetivo en este caso?

Creo que el objetivo es transformar completamente los sistemas políticos, económicos y sociales del mundo.

El objetivo es infundir un fuerte miedo, el miedo que se puede utilizar como capital para comprar, lo que los globalistas llaman el “nuevo orden mundial”. Siria es la primera ficha de dominó en una larga cadena de calamidades, lo que la Rand Corporation a veces califica como ‘pieza clave’.

Mientras escribo esto, el Gobierno de Obama está desplegando fuerzas navales y terrestres y clamando de manera dolorosamente patética para convencer al público estadounidense de que el 90% de nosotros estamos ‘equivocados’ y que “un ataque a Siria es, de hecho, necesario”.

Fuente: RT